El Tiempo como torrente desbocado

0
1541

 

El Tiempo como torrente de un río  desbocado. ¡Cómo se va el tiempo, verdad? ¡Cómo huye, cómo se nos escapa!…

Esa es una sensación muy conocida. Pero… ¿tenemos una adecuada respuesta ante ese fluir constante de nuestra vida?

 Poeta peruano Juan de Arola

Entre los tónicos  que cualquier persona tiene que tomar permanentemente, ―tenga o no nuestro oficio de vendedor―, se halla el de la reflexión sobre el trascurso del tiempo. Muchas observaciones brillantes existen sobre el tema, pero hoy le voy a dejar con una especialmente poderosa: la del torrente de agua salvaje, que huye más que fluye, por su cauce y se lleva cuanto hemos dejado atrás.

Véase este breve y enorme poema sobre la rápida huida del tiempo que tenemos de un titán poético, hoy casi olvidado.

 

Apotegma IV

Aproxímate á la orilla

De un río cuando sus aguas

Cual líquidos montes ruedan

Mas violentas y mas rápidas.

Cierra los ojos: tu mano

Deje caer una tabla,

Tórnalos á abrir, y apenas

La verás en lontananza

Cual punto negro, rodando

Con inevitable marcha

Acia el mar. ¡Tal es la imágen

de cada dia que pasa!

                   Juan de Arona (1) (2) (3)

 

 Este tipo de poemas  no puede leerse deprisa, hay que detenerse en sus  versos y términos  para saborearlos. Podemos perder el tiempo pero no los frutos de las lecturas.

Medite sobre el tiempo que pierde en sinsabores y prometa extraer todo su aroma de las cosas que le pasan.

Pero como vendedor haga algo más, piense en cuantificar todas sus acciones de venta.

¿Ha pensado en eso? ¿Sabe cuántos días de media pasan sus captaciones en el archivo hasta que se venden o desaparecen? ¿Sabe cuántas de sus captaciones se venden cada tres meses? ¿Sabe cuántas llamada, visitas, correos, gestiones, etc. tiene que hacer para que una propiedad se venda?

La cuantificación de nuestras acciones comerciales  es la gran olvidada de nuestras agencias inmobiliarias…

¿Por otro lado ¿maneja usted con eficacia algún planificador del tiempo? Recuerde que al Tiempo le es indiferente el uso que hagamos de él, pero que un inadecuado uso del mismo suele traernos  todo tipo de molestias y fracasos. ¿Qué pasa si esta semana cuestiona usted el uso que hace de su tiempo? Y toma decisiones, si sus reflexiones le dicen que algo no va bien.

No deje pasar un día sin que su uso del tiempo del que dispone,  mejore.

Le dejo, ¡siga con salud… un poco más ligero y más atento a su tiempo que hasta ahora!

 

 

 

Miguel Villarroya Martín, a  15 de noviembre de 2015 / Madrid España /ventasgrandes.net /  LdF.004

Notas:  

  1. Los versos anteriores han sido tomados del libro Ruinas, Colección de ensayos poéticos, del poeta peruano Pedro Paz Soldán y Unanue: (Lima, Perú, 29 de mayo de 1839 – † Lima, 5 de enero de 1895), que firmaba con el seudónimo de Juan de Arona.
  2. Para una breve biografía de ese poeta, véase por ejemplo: http://es.wikipedia.org/wiki/Pedro_Paz_Sold%C3%A1n_y_Unanue
  3. Hemos mantenido la grafía del poema tal y como aparece en el texto original, publicado por la Librería Española de la señorita C. DENNÉ SCHMITZ, Calle Favart, 2, Paris.1863.
  4. Agradecemos a Google Books la lectura en abierto de este texto.
  5. La foto utilizada es la usada por Wikipedia, y es una reproducción de una fotografía del archivo Courret (Biblioteca Nacional del Perú) , donde figura, según leo, como de Dominio Público.

Miguel Villarroya Martín, a  15 de noviembre de 2015 / Madrid España /ventasgrandes.net /  LdF.004