Lo que no incluye (o ha suprimido) el nuevo Plan de Vivienda 2018-2021

1
440
Publicaciones inmobiliarias. Nuevo Plan Vivienda 2018-2021

El Plan Estatal aprobado en marzo ha sufrido algunas modificaciones con respecto al borrador presentado el año pasado.

El Plan Estatal de Vivienda 2018-2021 fue aprobado el mes pasado por el Consejo de Ministros. Dicho Plan desarrolla nueve líneas de actuación, centradas mayoritariamente en la ayuda al alquiler de viviendas y a aumentar el parque de las destinadas a ese fin. No obstante, se han producido algunos cambios con respecto al borrador inicial que se presentó el año pasado:

Uno de los principales es que las ayudas a la compra para menores de 35 años con rentas bajas ya no se aplicarán en todo el territorio estatal como se anunció previamente, sino que se limita a los municipios de menos de 5.000 habitantes. Es decir, las ayudas a los jóvenes para la compra de vivienda se mantienen únicamente en los municipios menos poblados (menos del 9% de la población territorial) para apoyar el mantenimiento de la población en las zonas rurales.

Otro de los cambios que más ha causado controversia es que se ha suprimido la ayuda de 200 euros mensuales para pensionistas poseedores de una vivienda destinados a afrontar el pago de los gastos derivados de la misma (mantenimiento, suministros, comunidad…). El texto aprobado solo recoge la ayuda al alquiler para mayores de 65 que cubre hasta la mitad del precio de las rentas no superiores a 600 euros mensuales (el 30% entre 600 – 900 euros).

Por otra parte y siguiendo en la línea del alquiler, el Plan ha excluido de las ayudas a aquellos inquilinos que tengan parentesco en primer o segundo grado de consanguinidad con el arrendador y a quienes tienen una vivienda en propiedad, excepto en casos de divorcio o separación en los que no se pueda disponer de una.

Por último, el texto aprobado no segura que todas las viviendas con ingresos por debajo de 3 veces el IPREM  accedan a las ayudas, ya que se establece un requisito económico más complicado que el anunciado: los hogares unipersonales no pueden superar 1,5 veces el IPREM en caso de una persona que viva sola (0,5 más por cada habitante de la vivienda).