La ley de viviendas provoca una lucha interna en el gobierno

0
657

La actual Ley de vivienda está amenazando la estabilidad parlamentaria y apoyos del Gobierno.

Unidas Podemos y ERC dos de los aliados principales del Gobierno advirtieron al Ejecutivo para que rectificara la última propuesta de Ley de Vivienda que no contempla la opción de topar los precios de los alquileres o  que si no “tendrá que cambiar de socios”.

El acuerdo de Gobierno suscrito hace año y medio entre el PSOE y Unidas Podemos para la investidura de Pedro Sánchez incluía el compromiso de frenar las subidas abusivas de los alquileres y planteaba medidas para “poner techo” a esos precios, especialmente en las zonas de mercado tensionadas. Pero para poder fijar límites a los alquileres, como ha sucedido ya en algunas capitales europeas, el Gobierno debería regular esa posibilidad y habilitar ese instrumento tanto a los ayuntamientos como a las autonomías. Este es el debate en el seno del Ejecutivo, entre los dos socios de la coalición.

Esta discursión entre PSOE y Podemos coincide en un momento crítico como es el anuncio de Pablo Iglesias de dejar la vicepresidencia para presentarse como candidato a la Comunidad de Madrid. Este matizó que no dejaría su cargo hasta que se culminara la puesta en marcha de Ley de vivienda, pronunciando que “No tengo duda de que el PSOE va a rectificar y va a cumplir el acuerdo firmado” expresando que “El PSOE y Unidas Podemos nos comprometimos ante toda España a regular los precios de los alquileres”.

Desde Podemos y ERC recordaba el jueves pasado al PSOE en el Congreso que no dispone el Ejecutivo de Pedro Sánchez de una gran “estabilidad parlamentaria” y se advertía de que la misma “correría peligro y estaría en riesgo” si no se dispone a cambiar el proyecto de la Ley de Vivienda que impulsa ya el Ministerio de Transportes  José Luis Ábalos. 

Podemos como en ERC dan un paso más en sus amenazas: “Si el Gobierno lleva al Congreso esta Ley de vivienda como está, sin negociarla y sin atender a nuestras peticiones, no saldrá a no ser que logren el apoyo de otros socios como el PP”. En ERC insisten que: “Ese proyecto es humillante y hostil”. Y se refieren a que el proyecto del Ministerio, adelantado por EL PAÍS, solo contempla bonificaciones y beneficios fiscales, pero no los límites a los alquileres.

NOTICIAS RELACIONADAS